Alcachofas, pimientos o tomates son algunos de las verduras que forman parte de nuestra dieta mediterránea, si además se seleccionan cuidadosamente y se preparan para conserva, obtenemos un producto gourmet que podrá ser degustado en cualquier momento del año, conservando los mismos aromas y sabores que si fuesen frescos.

El proceso para realizarlas sigue siendo el tradicional, cocinado o preparado y envasado al baño maría, sin conservantes ni aditivos pero a escala industrial. Esto lo convierte en una industria con una alta demanda energética y gran impacto ambiental.

Natural Fire ha realizado la instalación de un quemador de 1,5 Mw en la caldera de vapor de una conservera, arrojando el siguiente datos: un ahorro cercano al 75% y mas de 95 K€ en la factura energética (Cáscara de almendra 0.08€/ Kg y gasóleo 0.85€/l). Sumado a las abrumadoras cifras de ahorro que se generan, está la componente ambiental, dejando de emitirse 380 T de CO2 anualmente. De ese modo, esta empresa además de procesar productos ecológicos libres de pesticidas tiene una reducida huella de carbono, lo que es un valor añadido al producto.

Esta instalación es otro ejemplo de la fiabilidad que ofrecen los equipos Natural Fire, todo el proceso depende de la generación de vapor y en consecuencia del quemador. El funcionamiento del sistema no se ve ni alterado ni comprometido, únicamente se ha sustituido la fuente de energía por una renovable y verde con las ventajas ambientales y económicas que estas ofrecen.

Máquina Cárnica 1
Industrias Conserveras
Máquina Cárnica 1
Industrias Conserveras
previous arrowprevious arrow
next arrownext arrow
Slider